El reavalúo en Panamá

El reavalúo en Panamá

Conforme al código
fiscal
, se está procediendo a efectuar un reavalúo integral de todos
los terrenos situados en el territorio jurisdiccional de la República, así como
de todos los edificios y construcciones permanentes de todo género hechas o que
se hicieren sobre dichos terrenos con el fin de fijarles, como llaman, un supuesto
justo valor. (Artículo 769).
Los avalúos generales
y parciales se decretarán de oficio por parte de la Dirección de Catastro y
Bienes Patrimoniales del Ministerio de Economía y Finanzas y se harán siguiendo
el orden que establezca dicha Dirección.
La ejecución de
dichos avalúos, podrá ser realizada directamente por funcionarios de la
Dirección de Catastro y Bienes Patrimoniales del Ministerio de Economía y Finanzas
o a través de avaluadores privados contratados por el Ministerio de Economía y
Finanzas.
Las notificaciones de
los resultados de los avalúos generales o parciales desarrollados por la
Dirección de Catastro y Bienes Patrimoniales se harán por medio de listas que
se publicarán por tres (3) días hábiles seguidos en un periodo de circulación
nacional reconocida. (En la práctica se dan en el Panamá América).
La obligación de
pagar el Impuesto de Inmuebles calculados sobre la base imponible derivada del
nuevo valor regirá a partir de la fecha en que quede en firme la resolución que
fija el nuevo valor.
La Dirección General
de Ingresos ejercerá todas las acciones legales de cobro sobre el Impuesto de
Inmuebles adeudado y sus intereses respectivos. (Artículo 773).
De lo transcrito se desprende,
que no hay nada que impida al Estado, ejercer la jurisdicción coactiva para
recabar lo adeudado de manera severa, en contra del contribuyente.
En tal sentido, urge
tomar una medida integral ahora, como Estado en este tópico, incluyendo la
asesoría de la sociedad civil, partidos etc., antes de que se incluyan los
nuevos impuestos en el presupuesto del Estado, ya que por un lado, habrá personas
que podrían verse en la necesidad de vender sus propiedades a los acaudalados
que tendrán la disponibilidad financiera de hacerle frente a esas nuevas
obligaciones tributarias y por otro lado, el próximo gobierno no podrá disminuir
estos impuestos tan fácilmente, por lo que dispone el artículo  276 de la Constitución, que reza de la manera
que sigue:

ARTICULO 276. La
Asamblea Nacional no podrá expedir Leyes que deroguen o modifiquen las que
establezcan ingresos comprendidos en el Presupuesto, sin que al mismo tiempo establezca
nuevas rentas sustitutivas o aumente las existentes, previo informe de la
Contraloría General de la República sobre la efectividad fiscal de las misma

admin

Deja un comentario